sábado, diciembre 06, 2008

Tres anuncios que seguramente interesarán a la minoría

Anuncio número uno:
¿Vive usted en Buenos Aires? ¿Le queda más o menos cerca Villa Urquiza? ¿Qué tal le acomoda eso de ir por allá los viernes de 18:30 a 20:00? ¿Le gusta Joyce? O, si no, ¿le gustaría que le gustara? Seguro es un autor que le da mucha clase a quien hable de él en las pláticas de sobremesa, por lo que conviene conocerlo más o menos bien. Basta de decir: "Yo empecé el Ulysses y lo abandoné en el segundo capítulo".
Sí: ésta es su oportunidad, ignorante lector: váyase los viernes a tomar su curso "Leyendo y descubriendo a Joyce" en El Gualeguay Libros, ubicado en Pacheco 2251, Villa Urquiza. ¡Y por sólo veinte pesos la sesión (veinte pesos argentinos, claro está)! Vea más información aquí.
Se va a poner bien.



Anuncio número dos:
¿Trabajó usted en el INALI en algún momento de 2008? Ésta es su oportunidad, jodido lector. Si no sabe de qué le estoy hablando, pregúnteme, yo puedo orientarlo. Ahora es cuando.

Anuncio número tres:
Hoy compré calentadores color rosa. No hay mejor augurio para los fríos que se avecinan. Abríguese, friolento lector.

Etiquetas:

3 Comments:

Blogger Vira Solano said...

Porque no puedo unirme a tu blog, como te sigo, como lo hago dime dime... me encanta leer tu blog ayudame!!! jajaja Te quierooooo

16:19  
Blogger Nadia said...

No, no vivo cerca de Buenos Aires, nunca he leído a Joyce, tampoco trabajé en el INALI. Dentro de la categoría que quepo es en la del frío, y no tengo calentadores. Tengo unos calcetines de deditos que alguna vez me regalaste, pero parece que ya tienen un hoyo, así que ve ahorrando para que me regales otros esta Navidad.
Beso.

17:34  
Anonymous Lucecita Joyceana said...

Gracias cuñis, eres linda... Me encantó lo que dijiste sobre Joyce... Es cierto eso de que todos largan el Ulises al segundo capítulo. Vamos a ver cómo me va en mi tallercito, a ver si se para algún desprevenido y lo sumerjo en Joyceland...
Por lo demás, ni trabajé en el INALI (¿qué es el INALI?) pero quisiera saber cuál es la triste historia. Tampoco tengo calentadores, ni frío, porque estoy en australia.
Besos Brujos

19:36  

Publicar un comentario

<< Home